sábado, 24 de noviembre de 2007

Bochornoso como Cóppolo

Parece que varios jugadores y nuestro DT no leyeron mi post sobre el anterior clásico de Avellaneda, jugado el pasado 20 de mayo: lo que planteó hoy Troglio y lo que jugaron casi todos los jugadores de Independiente ante un patético Ra-sin fue BOCHORNOSO.

Primero voy a rescatar a los que no defraudaron -tanto-: el arquero Assman se mostró seguro y tapó las únicas 2 llegadas que tuvieron ellos (cabezazos de Romagnoli y Sava, uno en cada tiempo), los 2 centrales -para mí las figuras del equipo-, un poco de Mareque (aunque cuando había que terminar las jugadas lo hacía mal), y un poco de Denis -hay que reconocerle su actitud, aunque nunca tuvo una chance neta frente al arco-.

Ahora bien, vamos a la -merecida- ametralladora:

  • Moreira es uno de los peores jugadores que vi en mi vida.
  • Calello anduvo muy flojo.
  • Herrón fue de los peores de la cancha. Por momentos su performance fue INDIGNANTE.
  • Oyola tuvo un primer tiempo impresentable (en el 2T levantó, pero Troglio lo sacó apenas lo amonestaron).
  • Fredes entró bien, pero como siempre, demostró que no es jugador desequilibrante, sino más bien acompañador (?).
  • Rolfi: ni fu ni fa.
  • Pusineri: nada de nada.
  • Sosa: todo al revés, todo mal, si había que gambetear pasaba, si había que pasarla gambeteaba, si el pase era para la izquierda la pasaba para la derecha, si había que tirar el centro lo hacía mal y ni hablar cuando tuvo las chances para definir... DESASTRE TOTAL.

Párrafos finales: Troglio

Una máquina de errar en los cambios. Pero lo más importante es que hoy, aparte, terminó de demostrar que es un auténtico cagón, inclusive jugando contra uno de los peores equipos del torneo.

El cambio Rengo Díaz x Sosa era evidente hasta para un extraterrestre (?), era obvio, caía de maduro (?)... Salvo para el DT, que incluso tuvo el tupé (?) de dejar al Nº29 en cancha hasta el final. Los 2 cambios que metió fueron para cuidar (a Oyola de la expulsión) o por lesión (Pusi x Calello). O sea: nada de arriesgar, nada de mover el tablero, nada de jugársela... Sólo figurita x figurita, en los mismos puestos, cuidando el stato quo. Patético.

Por más que sus amigos periodistas insistan en que Troglio fue el que recuperó a Matheu y Denis (algo que efectivamente puede ser cierto, como también puede ser que lo único en lo que acertó es en poner Matheu de central, no como Burru que lo hacía jugar de 4, y en hacer bajar a Denis casi 5 kg., si es que el entrenador tuvo algo que ver), no se puede creer que este muchacho nunca haya arriesgado -ni ganando, ni empatando, ni perdiendo- en las fechas clave (clásicos + partidos ante NOB y Estudiantes), tras haber estado 13 fechas primero. Es increíble que este DT haya soñado, alguna vez, con ser campeón, teniendo esta forma de manejar las situaciones de los partidos.

Sin querer exagerar, hasta me hace dudar si Troglio es el técnico que Independiente necesita para el próximo torneo. Si me apuran, puedo decir que creo que no tiene el nivel como para conducir a un equipo que tiene las aspiraciones del Rojo. Pero bueno, esto es fútbol, y como siempre, el tiempo le dará la razón a él, a Comparada, o a mí...

1 comentario:

Rosny dijo...

Basta de Troglio! Por Dios, que se vaya! Independiente no es Gimnasia, no puede jugar a tan poco.
La Blanquiceleste es una murga a la que se le podía haber ganado caminando (como a Tigre), y casi pasamos un mal momento como con las murgas de La Plata o NOB. Yo fui uno de los pocos que no me ilusioné con el buen comienzo que tuvo el equipo en el campeonato, porque para mi Troglio es un sinónimo demostrado de mediocridad.